ATURDIDO







Si tengo que describir mi estado de ánimo en estas últimas semanas esa sería la palabra mas aproximada y quizá mas descriptiva de cómo me he estado sintiendo: Aturdido. He pasado del estrés del trabajo a la expectativa de reencontrarme con uno de mis sobrinos queridos y sus nuevas pinturas; he tenido la cena familiar mas intensa que recuerde con excepcional tinto Cadozos y generoso rosé Tabernero y hasta karaoke incluido; he hecho mucha catarsis consumista; he comido demás; deje de ir al gimnasio so pretexto que me habían robado las zapatillas y la mochila; he subido y bajado de aviones y he tomado mucho café a veces sin discutir y sin analizarme; reventé la tarjeta de crédito; y he estado al igual que toda mi familia con el corazón en la mano y el alma en vilo cuando a la medianoche de un jueves mi hermano desde Huánuco me comunicaba que papá en Lima tuvo que ser llevado de emergencia al hospital, su presión se había disparado y una taquicardia con ínfulas de pre-infarto nos puso a todos en jaque. Desesperación hasta el llanto, impotencia de estar tan lejos, aunque el propio viejito se encargaría de poner paños fríos a la situación haciendo bromas a las enfermeras en los momentos mas críticos “¿señorita estoy en el cielo?, No señor ¿por que dice eso?, esta en la sala de emergencia. Ah, como veo tanta chica bonita, tanto angelito, yo pensé…”.
He compartido mucha vida estos últimos días, compartí los auriculares del móvil para escuchar con él la música que mas nos gusta, desde soundtracks de películas a las gaitas de Hevia o los Celtas Cortos; vimos ocultarse el sol desde el séptimo piso de sus cuidados intensivos o intermedios del Hospital Rebagliati y adivinamos la ubicación de nuestra casa identificando a lo lejos las edificaciones vecinas.
Las circunstancias de estos días me pusieron a mi mismo en un segundo lugar poniendo énfasis en buscar el bienestar de quienes me rodean, los viejitos siguen discutiendo por cosas simples pero los veo felices de estar uno al lado del otro, mis hermanos conversan mas, hasta el clima parece ir mejorando, también he vuelto a verle la cara -literalmente- a Tobías Hemingway luego de su paso por la veterinaria y su buen corte de pelo y garras y baño de por medio; pagué mis deudas del mes, en síntesis, debí responder igual a todas mis responsabilidades y compromisos aunque no estuviera al 100%; y luego he tenido que volver a subirme a un avión rumbo a mi selva/celda laboral, pero esta vez ha sido diferente, ha sido otra sensación, cual metáfora ha sido un paseo por las nubes y aunque no me haya dado cuenta por completo y hayan muchas tareas pendientes, he renovado energías, he renovado afectos.
He estado “aturdido” pero me alegra decir que hoy no lo estoy tanto, y escuchando la voz de mi conciencia maorí ayer volví a sacar mi motocicleta, hacerla rugir, ayer volví al gimnasio, anoche dormí mejor que un bebé; definitivamente me siento mejor y eso me reconforta.

Comentarios

hARTaMENTE ha dicho que…
Gracias tío...el ver la ubicación exacta de mi hogar desde lo alto ya no es posible para mi que estoy sin vuelta definida. Un viaje tiene ese nombre cuando existe el retorno, mi caso se ha convertido e un "pa lante..." casi una huída en su momento que sigue mutando, que nos sigue encontrando. Te quiero hermano mayor, te extraño como extraño estar al lado de todos y disfrutar de nuestros pequeños sueños que nos hacen uno. Un gran abrazo, y cada vez que puedas vuelve, que para eso son los viajes...
Francisco Araniva ha dicho que…
Manfredo: A veces en la vida nos sentimos aturdidos pero ese sólo es un estado mental ya que todo se resuelve no de una sola vez pero si poco a poco una cosa a la vez y esa cosa lleva a la otra hasta que vemos que todos nuestros problemas están resueltos y pasamos del plano de la tragedia-que es cuando estamos viviendo los hechos que nos aturden- al plano de la comedia -que es cuando nos damos cuenta que lo que creiamos sin solución la tiene- y nos da risa y el pasado se vuelve hilarente y reflexionamos ¿Por qué me preocupé por eso? En eso está la inteligencia emocional no en que no nos afecten las cosas sino en saberlas superar como lo ha hecho en sacar su motocicleta, ir al gimnasio y volver a dormir como niño. Éxito en todo se le desean desde El Salvador
Anónimo ha dicho que…
Que buenas tus notas, pero no avisaste en eso del karaoke, ni de esas cenas opiparas, no te olvides para la proxima tienes que avisar pues.....
oye de veras salùdalos a tus viejitos de parte mìa cada vez que les escribas......
Gayo
Francisco Araniva ha dicho que…
Manfredo: Has sido acreedor del premio al Esfuerzo Personal, pase por mi blog a recogerlo.

Entradas populares